¿Qué seguro de viajes comprar?

¿Qué seguro de viajes comprar si ya estás fuera de tu país?

Estuvimos mucho tiempo dándole vueltas a esta pregunta y no nos podíamos decidir por ningún seguro porque nuestra situación era algo particular: Habíamos salido de Argentina (sin seguro) hacía 3 meses y estábamos en Colombia. Lo cierto es que hay muy pocas opciones para estos casos porque por lo general hay que sacar el seguro antes de salir de tu país de origen y no estando ya en viaje.

Encontramos el Plan Mochileros que ofrecía la empresa IATI SEGUROS y lo compramos. Al principio hicimos algunas preguntas por el Facebook de ellos y nos contestaron muy bien pero no sabíamos cómo iban a responder ante una emergencia o necesidad.

Nos tocó comprobar su eficacia el sábado 27/6 cuando tuve los primeros síntomas de una infección urinaria. Llamamos  a España (casa central) usando el servicio de Skype y nos salió MUY barato (más info, abajo). Lo que quisiera destacar es la amabilidad con la que me atendió Peter, respondió a todas mis preguntas (incluso a las que no tenían mucho que ver con este caso en particular) y para que no esperara mientras él verificaba mis datos, propuso llamarme al celular y así lo hizo.

Ese mismo día me atendieron en el hospital del Medellín Pablo Tobó Uribe, de maravilla! La aseguradora no sólo se comunicó con la gente del hospital sino que también me cubrió los estudios médicos y los medicamentos, no tuve que hacer nada.

Volví para una última consulta el 2/7 y todo siguió muy bien, sin ningún inconveniente.

Es cierto que lo mío fue un problema “leve” pero me parece interesante compartir con ustedes que ésta es una aseguradora que responde y se preocupa. El seguro que compramos es muy completo y fue una solución para nosotros. Espero no volver a necesitarlo pero si tuviera que hacerlo me quedo tranquila porque ya sé que hay alguien del otro lado dispuesto a ayudar lo más pronto posible.


Espero que esta info les haya servido y no duden en escribir si tienen alguna pregunta 🙂 

En el 2014 empecé a viajar por el mundo con Daniel y en estos años aprendí a disfrutar de las pequeñas cosas, a amar los sabores, colores, texturas, abrazos, sonrisas, miradas... Entendí que todo lo que necesito cabe en una mochila de 30L. y que somos los únicos autores de nuestro presente.


Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *